La ONU reclama protección para los civiles en el enclave kurdo de Afrín

La ONU expresó hoy su preocupación por la muerte de civiles en la ofensiva turca contra el enclave kurdo de Afrín, en el extremo noroeste de Siria, y pidió a todas las partes protección para los no combatientes.



El portavoz de la organización Farhan Haq aseguró que Naciones Unidas está “preocupada” por las informaciones que señalan que los bombardeos han dejado bajas civiles y han forzado a ciudadanos a huir.

En concreto, Haq hizo referencia al supuesto fallecimiento este domingo de varios civiles, incluidos niños y mujeres.



Además, señaló que según algunas informaciones las autoridades kurdas habrían impedido a algunos civiles abandonar el área.

La ONU, según dijo durante su conferencia de prensa diaria, llama a todos los bandos a garantizar la protección de la población civil, a permitirles libertad de movimiento y a ofrecer acceso sin trabas y sostenido a las organizaciones humanitarias.

Según la ONG Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH), un total de 61 civiles han muerto desde el comienzo de la operación turca “Rama de olivo” el pasado día 20 contra los combatientes de las milicias kurdas Unidades de Protección Popular (YPG).



Ankara califica de terroristas a las YPG, que considera una filial del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK), la guerrilla kurda presente en su territorio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.